64 bits: ventajas y desventajas

Hay cada vez más versiones de 64 bits de tus programas favoritos. Pero ¿qué ventajas supone para ti que Chrome o Photoshop sean de 64 bits?
Cuando ves que un programa o sistema operativo es de 64 bits significa que está diseñado para funcionar en equipos de 64 bits (x64). Desde hace unos años estas versiones se han vuelto muy populares porque aportan ventajas únicas frente las versiones clásicas, que son de 32 bits (x86). Veamos cuáles son esas ventajas (y las desventajas).

¿Cuáles son las ventajas de los 64 bits?

Un sistema operativo de 32 bits no puede usar más de 3 gigabytes de memoria por una serie de limitaciones, que desaparecen cuando se usa un sistema operativo de 64 bits. Un sistema de 64 bits puede manejar un volumen de datos mucho mayor que uno de 32. Windows 8 Pro 64-bit, por ejemplo, puede usar hasta 512GB de RAM.
Windows de 32 bits no puede usar más de 3 gigabytes de memoria RAM

Además de para poder tener abiertas más ventanas y aplicaciones, una mayor cantidad de memoria sirve para ejecutar aplicaciones pesadas, como editores de vídeo, bases de datos y juegos. También los navegadores web, que son cada vez más potentes, salen beneficiados de esta mayor disponibilidad de memoria (un ejemplo: Chrome de 64 bits).
Otra ventaja importante de los 64 bits es que dan mayor seguridad. Al poder usar mucha más memoria, los sistemas operativos de 64 bits pueden usar técnicas que dificultan los ataques de los virus. Además, la gran mayoría de virus existentes se programaron para atacar sistemas de 32 bits, y no funcionan en sistemas de 64 bits.

Tecnologías como DEP son más eficaces en Windows de 64 bits

¿Y las desventajas de los 64 bits?

Aunque la mayoría de aplicaciones funcionan sin problemas en un sistema de 64 bits, algunas son incompatibles. Las más antiguas, como las de 16 bits (casi todas las que funcionaban en Windows 3.1, y algunas de Windows 95) no se pueden ejecutar en Windows 64-bit. Al intentarlo, aparece un mensaje de error.


Las aplicaciones muy antiguas (16 bits) no se pueden ejecutar en Windows 64-bit
Otro problema frecuente son los drivers o controladores, programas que permiten que el sistema operativo dialogue con los dispositivos, como las impresoras o las tarjetas gráficas. Mientras que en Windows 32 bits puedes usar drivers antiguos en Windows 64 bits es prácticamente imposible.


Error al intentar instalar un driver de 32 bits en Windows de 64 bits (fuente)
Finalmente, un efecto secundario de los 64 bits es que el mismo programa usa más memoria en su versión de 64 bits que en la de 32 bits. Esto no es necesariamente malo si el programa puede ir más rápido y seguro, pero hay que tenerlo en cuenta si tu ordenador tiene una cantidad de memoria RAM ajustada.

¿Puedo ejecutar aplicaciones de 64 bits?

Para ejecutar programas de 64 bits necesitas un sistema operativo de 64 bits, que a su vez requiere un ordenador con un procesador de 64 bits. La mayoría de los procesadores actuales son capaces de trabajar con 64 bits, pero si quieres estar seguro, una forma rápida y universal es ejecutar 64bit-checker y ver el resultado.

Haz clic aquí para descargar 64bit-checker (no necesita instalación)
Si el resultado de 64bit-checker es "64 bits", significa que puedes ejecutar aplicaciones de 64 bits desde este mismo instante. En caso contrario (por ejemplo, "32 bits"), antes de ejecutar programas de 64 bits deberás actualizar el sistema operativo a una versión compatible. Antes de dar ese paso, lee estos consejos.

Pero ¿por qué 64? ¿Qué significa?

El número 64 no es arbitrario: es el doble de 32, que a su vez es el doble de 16… y así hasta llegar a dos. El número dos es la base de la computación: los ordenadores usan dos estados en sus cálculos (apagado y encendido, 0 y 1), y un estado se almacena como un bit. Si tienes 64 bits, puedes usar “palabras” con 64 ceros o unos.
Ahora bien, cuando haces algo en el PC, el código mueve datos continuamente entre el procesador, que es quien hace el trabajo, y la memoria RAM, que es la que almacena la información. Para encontrar los datos, el procesador usa direcciones (sí, como un cartero). Si el procesador es de 64 bits, puede usar palabras (y direcciones) mucho más largas.
Al poder usar direcciones más largas, el procesador de 64 bits puede usar mucha más memoria que uno de 32 bits, y también la puede mover mucho mejor, puesto que todas sus “tuberías” (canales de datos) son más anchas. ¿De cuánta memoria estamos hablando? El límite teórico es de 16 exabytes, que equivale a más de 17 mil millones de gigabytes.

Resumiendo, las aplicaciones de 64 bits:

  • Requieren un sistema operativo de 64 bits
  • Pueden usar más memoria para sus tareas
  • Son generalmente más rápidas
  • Otorgan una seguridad mayor
  • Pero no puedes ejecutarlas en sistemas antiguos
Si no te has pasado todavía a los 64 bits, lee estos consejos para dar el paso.
Fuente: Softonic

0 comentarios:

Copyright © 2013 Informacion Prelude